Minvu dispondrá de recursos para la conservación de veredas en la región del Biobío

Es sabido que las condiciones de movilidad urbana se han visto mermadas ante la emergencia sanitaria por la pandemia Covid-19. Es por ello que no se escatiman ideas y recursos para los innumerables cambios que se aproximan.  Ante los nuevos horarios de comercio, utilización del transporte público y el constante temor al contagio, el ministerio ha decidido contemplar a la caminata como una de las alternativas más viables para el autocuidado de la población.

“Por primera vez nuestro ministerio está iniciando este proyecto de conservación de veredas, no queremos que las personas tengan que evitar transitar por las veredas y recurrir a las calles con toda la inseguridad que eso implica.

Este programa tiene más de 900 millones de pesos, vamos a iniciar en 5 comunas, con obras que parten en mayo y que nos va a permitir reparar veredas en puntos críticos que nos han denunciado los mismos vecinos y que han seleccionado los municipios”, indicó Sebastián Abudoj, Seremi de Vivienda y Urbanismo.

“Estamos adaptando la infraestructura urbana de la región del Biobío para las siguientes etapas de desconfinamiento, considerando criterios de distanciamiento social en las veredas de las comunas, ya que las condiciones de movilidad han cambiado.

Tal como nos ha pedido el Presidente Sebastián Piñera, nuestros esfuerzos están enfocados en construir más y mejores obras de pavimentación, al mismo tiempo que promovemos ciudades integradas que mejoren la calidad de vida de las personas que se desplazan diariamente por Chiguayante, Cabrero, Curanilahue, Arauco y San Pedro de la Paz”, señaló Felipe Ward, Ministro de Vivienda y Urbanismo.

El objetivo principal del proyecto “Conservación de Veredas para etapa Desconfinamiento post Covid-19” es mejorar las condiciones de circulación de las personas en el espacio público para lograr el distanciamiento social y la fluidez del tránsito peatonal.

El Minvu ha decido contemplar estas obras dentro del Plan Integral de Intervenciones en Espacios Públicos para el Desconfinamiento. Para la región, se dispuso el programa de Conversación de Veredas para el libre financiamiento de aquellas comunas y sectores más vulnerables, vale decir, aquellos municipios que poseen una escasa inversión de infraestructura urbana.

“Este tipo de mejoramientos siempre son bienvenidos en los distintos sectores y en este caso que somos nosotros los beneficiarios como Altos de Chiguayante, sobre todo porque esta población está envejeciendo, entonces esto viene a mejorar un poco el desplazamiento en los distintos puntos de nuestra villa y viene a mejorar la calidad de vida del entorno”, indicó María Victoria Castro, Presidenta JJ. VV  Altos de Chiguayante.

La línea de inversión tendrá un marco presupuestario superior a los 925 millones de pesos y corresponderá a la contratación de obras de conversación en instalación de faenas, demoliciones y movimiento de tierra, preparación del terreno, pavimentos (veredas, entradas vehiculares y dispositivos de rodado), extracción y reposición de árboles y demarcación pasos de cebra.

Comentarios
Cargando...